martes, 9 de septiembre de 2014

Menos clase, más chicos

Ha pasado una semana de clases y aún no me acostumbro al horario. No he hecho ningún nuevo amigo, intento enfocarme sólo en los temas del día. Me agrada encontrarme con los chicos en el descanso o como Eddy los llama “manada”. En la semana, creo que solo el segundo y tercer día salimos juntos.

Sabes que me causó gracia y a la vez extrañeza, que Ren me preguntase qué bus iba a tomar para irnos juntos. El otro día iba a despedirme de él con un beso en su mejía, no recuerdo que hizo y le dije - Sabes que, ya no te voy a saludar.- y rápidamente él - No, no. - lo despedí y me fui. No sé por qué creo que podría interesarle, tal vez confunda o quiero confundir las cosas. Cuando estamos con el grupo, él se encuentra al frente mío y hablamos. En la salida pasa por mi aula y nos espera a Eddy y a mí. Espero que no siga confundiendo las cosas. El otro día, en la última hora de clase. Estaba aburrida y le lanzo un papel a Eddy donde le expreso lo aburrido que me parece el maestro. Conversamos por papel entonces, y en una de las líneas me escribe - ¿Me creerías si te digo que Ren y yo nos besamos?... No puede ser, pensé. Cuando empiezo a pensar que Ren podría estar interesado en mí, tiene que suceder esto. Mi única amiga, quién por cierto, no sabe lo que pienso últimamente, había besado a Ren. Y ella que siempre me expresa que Ren le parece lo bastante raro como para asustarse, lo ha besado. Yo le respondí - ¿Wtf? - ella me dijo que quería dejarme con intriga y después, que era broma. Sí, claro. Como buena amiga que soy, le creo y punto. Adiós Ren.

Creo que esta vez, escribiré sobre chicos. No sé si recuerdas que conté, que en mi aula actual se encuentra un metalero que me llamaba la atención en el ciclo pasado. La cuestión es, ahora que me siento adelante y él al último, cada que volteo hacía indirectamente él, lo encuentro con una mirada de sorpresa. No sé si él me observe. No sé cómo puede existir un espacio libre entre tantos alumnos directo a él. Ayer, conversaba con Tom (amigo de Eddy), y me entero que el sábado después de clases, la chica que canta, el metalero y él estuvieron esperándonos a Eddy y a mí. Y que se fueron luego de haber estado esperando varios minutos. Ayer en el paradero, llegamos Eddy y yo algo tarde porque solemos salir últimas, sin embargo aun había gente ahí. Estábamos relativamente cerca al grupo del metalero y nos separamos. Caminamos más adelante y adivinen que, estábamos conversando y noto que el metalero está cerca con sus amigos. ¿No debería pensar en nada, cierto? Otra cosa, el metalero y su clan toman el mismo bus que puedo tomar yo y que además viene semi-vacío. Por eso ayer, tomé el mismo bus que Eddy y viaje apretada. Ella supo en su momento que me parecía interesante el chico ese, y le dije - Sabes que, lo siento. Sólo por hoy te acompaño porque mañana me voy en el otro bus, no me importa si va ahí Itur (el metalero), quiero ir cómoda.

Extrañaba los trayectos en bus con Eddy, íbamos de lo más incómodas y seguíamos pasándola bien. Ayer, me recordó su idea de hacernos amigas de los nerds por su conocimiento y porque siempre resulta que son personas geniales. Me contó que el otro día pudo charlar con uno que usa gorra y le agradó porque aquel es un chico simpático y humilde. Los rostros de los lindos nerds/ geeks empezaron a rondar en mi cabeza. Exactamente a mi derecha se sienta uno de ellos, me causa gracia pues su rostro se asemeja a alguien que he visto antes y su voz es muy parecida a la de un amigo. En fin, él es lindo, parece un combinación entre árabe y latino, tiene algo de barba pero creo que exagero. Ayer tuve que sentarme en la misma fila pero atrás y él se volteaba reiteradamente sonriendo, que extraño y que molestia verlo tan feliz.

Obviamente él no es el único guapo, a mi criterio. En el descanso puedo contemplar la gama de chicos, altos, bajos, flacuchos, gruesos aunque la mayoría son delgados, de cabello lacio (largo, corto), de cabello ondulado (largo, corto), con buen estilo, con anteojos, sin anteojos, con bonita sonrisa, con bonita seriedad, con ojos risueños, con ojos dormidos, con interés académico y sin eso... Y como decía en un inicio, sólo intento enfocarme en el estudio.

Creo que tengo paranoia, sigo gorda y no creo que alguien se fije en mí. Olvidé contar sobre la gama de chicas, regias e inteligentes. Bueno, hoy es un nuevo día, voy a levantarme.

Gracias por leerme, voy a pasar a leerte pronto. Ten cuidado, deseo que tengas una semana tranquila. Saludos empalagosos.

5 comentarios:

  1. ¡El metalero! No sé, algunos de ellos son mi tipo xD

    ¿En serio crees que Ren y tu amiga se hayan besado? Como dijo que era en broma, no sé, tal vez no lo haya hecho.

    No tengas esa paranoia, tener sobrepeso no es sinónimo de algo malo.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Los chicos metaleros me encantan. Son total mi tipo. A lo mejor el chico si te mira y le atraes, esta semana comprobé que la atracción puede ir más allá de lo físico.
    Me gusta pasar por tu blog, redactas de una forma que hace muy vívido lo que cuentas y es emocionante.
    Que tengas una bonita semana.

    ResponderEliminar
  3. No te sientas menos, tu tambien tienes cosas en las que ese u otro chico pueden fijarse, confia en ti, me gusto leerte, que bueno que te guste alguien y estes con amigos
    besos

    ResponderEliminar
  4. holis, lo de tu amiga y el papel es como ¬¬U jajajajaj suerte en todo y mucho animo todo lo que quieres lo puedes lograr todo depende de cuanto lo quieras animo


    kiss

    ResponderEliminar